Cuando él nació Soria llevaba ya seis ediciones de su cross y estaba a punto de organizar la séptima, que ganó el keniano Salim Kipsang. Tal es la insultante juventud de Jacob Kiplimo que volvió a demostrar su extraordinaria calidad y sólo cuatro dias después de cumplir los 18 años dominó a su antojo en Valonsadero, dando una exhibición técnica y táctica. De este modo ratifica un curioso dominio ugandés (tres atletas de este pais se reparten las seis últimas ediciones.
Kiplimo se fue como y cuando quiso y alzó los brazos en meta por delante de otro joven, Edward Zakayo, tercero en Atapuerca y actual campeón mundial junior de 5000. Tercero fue Toroitich, tres veces ganador aqui y cuarto el doble medallista mundial de cross Teklemariam Medhin. La quinta plaza fue para el marroquí sub 23 del Igualada, Abdessamad Oukhelfen y primer español un valentísimo Toni Abadia, que entró por delante de Chiki Pérez y Javi Guerra.
En chicas Gloriah Kité cumplió el pronóstico pero no sin un gran susto. Se había ido sola en el primer kilómetro pero, en el primer giro, se equivocó de circuito y tras unos momentos de duda acabó por dejarse coger por el grupo. Cinco kilómetros más tarde volvió a tirar, ya en la última vuelta, y acertó con la meta por delante de la danesa Anna Moller, campeona de Europa sub 23 de 3000 obstáculos el año pasado. Primera española, corriendo de menos a más, fue Elena Loyo, que confia en estar en el Europeo de Tilburg sin necesidad de ir a Alcobendas. Tras ella llegaron la italiana Rofino y después Mariajo Pérez, Zulema Fuentes Pila, Nuria Lugueros, Azucena Diaz y Marta Pérez.
soria